Archive for 26 noviembre 2009

Las Cosas Del Bar Flamingos

noviembre 26, 2009

Amiguetes:

Hoy voy a escribir un post de los de salvar los muebles y fidelizar audiencia mientras preparo uno sobre artistas multidisciplinares y otras fiestas de guardar. Así os tengo entretenidicos y dejais de pimplar un rato, que contenta me teneis…

En fín… a lo que iba. Que he estado mirando las estadísticas de éste vuestro bar para saber las cosas que busca la gente cuando nos encuentra. No vosotros, que lo que buscais es emborracharos gratis y bailar desnudos en la barra. Me refiero a los desconocidos esos que a veces asoman el morro y nos miran raro. Pues esos vienen buscando las cosas más extrañas del mundo. Supongo que cuando le den a “voy a tener suerte” en el guguel y aparezcan aquí, fliparan un poco. Así que he decidido solucionar eso y he cogido las diez busquedas habituales por las que la peña llega al flamingos y voy a tratar de solucionar sus dudas. Para que la próxima vez sí que tengan, realmente, suerte. Allá vamos:

PROBLEMAS COTIDIANOS DE LA VIDA: Desconocidos que llegais al Flamingos tras introducir la frase “problemas cotidianos de la vida” en guguel… a vosotros me dirijo. Los problemas cotidianos de la vida son tres. Os los enumero para que os resulte más sencillo seguirme.

1.- El problema del rollo de papel higiénico:  ¿El rollo de papel higiénico se pone con la caida hacia adentro o hacia afuera? Siempre hacia adentro, amigos. Hacia afuera queda raruno y es incómodo a la hora de cortar con una sola mano o sin mirar.

2.- El problema del pollo:  ¿Puedo volver a congelar el pollo después de haberlo descongelado? Sólo si lo has cocinado. Te recomiendo que lo congeles en raciones individuales. Que luego es un coñazo descongelar todo el tocho de pechugas si solo vas a necesitar una o dos. Y golpearlo contra la encimera, si no estamos solos, no es del todo elegante.

3.- El problema de la tapa del water:  ¿Puedo pegar a mi pareja si no baja la tapa del wc? Efectivamente. Y no solo puedes, si no que debes hacerlo. Es más, ni siquiera estaría mal visto que le  abandonases a su suerte en la puta calle y desnudo después de haberle golpeado con una toalla mojada.

PROSTITUTA DEL FLAMINGO: Ésta es más complicada. Pero voy a intentar daros una respuesta… Se llamaba Amanda y ya no trabaja aquí. Estuvo un tiempo, porque llegó nueva a la ciudad (en realidad, al país) y pensó que sería una manera fácil de conseguir dinero para mantener a sus hijos, uno de ellos con cierta deficiencia. Pero se equivocó de bar, quizás por el nombre. El flamingos no era lo que ella esperaba y, aunque conseguimos que se sintiera como parte de la familia, pues claro… eso no da de comer. Así que al final decidió irse a otro local, un poco más de carretera y un poco más del perfil prostíbulo  para padres de familia frustrados, alcaldes de doble moral y camioneros solitarios (nosotros somos más del sector borrachos de barra sin distinción de pelaje). Pero vamos, que de vez en cuando aún escribe o llama por teléfono. Siempre a partir de las cuatro de la tarde, porque su trabajo es más de estar liada por las noches. y claro, se despierta tarde. Le diremos que habeis preguntado por ella. Seguro que se alegra. Los chiquillos bien, gracias.

COMO LLEGAR DE UN LUGAR A OTRO: Vale, esta me la se. Lo primero de todo es tener claro dos conceptos: dónde estamos y hacia dónde nos dirigimos. Una vez superada esta fase, a la que denominaremos “Fase de Documentación” pasaremos sin más dilación a la parte dinámica del proceso y que, dependiendo de la distancia en km que separe los dos puntos, podremos desarrollarla por nosotros mismos o ayudados por distintos artilugios. Pero empecemos por lo sencillo. Si la distancia es corta, adelantaremos el pie derecho balanceando los brazos al mismo tiempo. A continuación y sin vacilar, levantaremos del suelo el pie izquierdo y sobrepasaremos con nuestra pierna izquierda la posición de la derecha, volviendo a apoyar el pie izquierdo sobre el suelo. Repetiremos este proceso, alternando un pie y otro, hasta alcanzar nuestro objetivo. Importante esquivar culaquier obstáculo que encontremos, independientemente de la naturaleza del mismo (a no ser que el obstáculo respire,  esté de buen ver y nos invite a tomar algo). Si la distancia es larga, realizaremos este mismo proceso desde donde nos encontremos hasta donde esté aparcado nuestro coche o, en su defecto, la parada del bus o metro más cercana. Si está muy, muy lejos… podemos optar por el avión o el barco. Pero el concepto es el mismo en todos los casos.

CUANDO UN HOMBRE DICE… QUIERE DECIR…: Vaya por Dior. Me pones en un aprieto porque muchos de los clientes de este bar son hombres y, además, amigos. Pero bueno, allá voy… Básicamente, hay cinco cosas que dice un hombre y que, invariablemente, quieren decir otra bien distinta. Pero no te preocupes, desconocido que has llegado hasta aquí buscando respuesta a tus dudas, que yo te las voy a decir:

. “Tengo dudas”.- Si un hombre dice eso, lo que quiere decir es “lo tengo claro, pero no me atrevo a decírtelo en la cara”. Ésta ya la tratamos en otro post, pero te la repito. Si total, no me cuesta na.

. “Siento algo especial por tí”.- “Estoy cachondo”. Lo que siente especial es una erección. Pero eso solo te lo diría si tuviera síndrome de Asperger y, normalmente, no es el caso.

. “Necesito estar solo”.- “He conocido a otra” o “ya conocía a otra y me la he zumbado”.  Existe la variante “Necesito tiempo”, pero significa lo mismo. Lo mejor que puedes hacer es decirle que sí, que bien, que vale  y pirarte sin mirar atrás.

. “Quiero una relación abierta”.- Lo que quiere decirte tu churri es que quiere zumbarse a todo lo que se le ponga por delante, pero que a tí ni se te ocurra pensar siquiera en hacer algo ligeramente parecido.

. “Me pillas en un momento complicado de mi vida”.-  No se atreve a  decirte que no tiene ningún interés sexual por tí. Ni sexual, ni de ningún tipo. Pasa mil.

COMO LLEGAR A MOJACAR EN BUS: Desconocido que quieres ir a Mojácar desde donde sea, lo mejor que puedes hacer es preguntar por la estación de autobuses a cualquiera que te encuentres por la calle. Después de un educado “hola, buenos días”, prueba a utilizar la clásica fórmula de “¿Sería usted tan amable de indicarme cómo llegar a la estación de autobuses?”.  Y una vez allí, pues en información mismo les dices que te indiquen dónde se saca el billete pa Mojácar. Teniendo en cuenta que acabo de descubrir que apenas tiene algo más de 6.000 habitantes, yo diría que va a ser más fácil que vayas de Dondequieraquestés a Almería y de allí a Mojácar. No te pongo aquí el horario de los autobuses porque tampoco quiero ofenderte y confío en que serás capaz de encontrarlos tú mismo.

MOTES PARA PRIMOS: Lo de los motes, amigo desconocido, es algo muy íntimo. Pero vamos, puedo sugerirte unos cuantos y tu ya se los vas aplicando a cada primo según tu criterio. Te aviso que yo soy fan de los motes elaborados, ingeniosos, con chispa… Así que me decanto especialmente por los que siguen: “El Gordo”, “El Imbécil”, “La Chochoabierto”, “La Caraculo”, “La Caracráter”, “El retrasado”… Te recomiendo que observes a tus primos y vayas a donde duele. Si tartamudea, no lo dudes. Tu primo está pidiendo a gritos que le llames “El Tartaja”. Si lleva gafas, opta por un clásico: “Cuatroojos”. Si es pelirrojo, llamale “El Zanahoria” y no desaproveches ninguna ocasión para darle una colleja bien dada. No conozco a ningún pelirrojo que no se la merezca. Suerte.

PETO VAQUERO YA NO SE LLEVA: Me gustaría poder decir que no, que ya no se lleva, excepto en la franja de edad que va de los cero a los ocho años (en cuyo caso, y combinado con una gorrita o coletas, es francamente adorable). Pero en este caso me pasa como con las hombreras y los pantalones bombachos, que siempre pienso que ya pasó y luego, de pronto y sin avisar, vuelven a estar de moda. Yo te aconsejo que no te lo pongas si tienes más de ocho años. Y ya que estás aquí, y como te intuyo despistaete, te aconsejo también que no combines azul marino con negro, que huyas de las estolas y que las superposiciones y el exceso de complementos lo dejes para cuando te seleccionen para participar en “Fama, a bailar”. Espero haberte ayudado y vuelve cuando quieras.

LAS TETAS DE FRANCINE GALVEZ: Pero hombre, por Dior… ¿Qué mierda es ésta? Para empezar, en este bar no se puede pronunciar el nombre de esa señorita. Es gafe y podría acabarse el ron o la ginebra. O lo que es peor: la cerveza. Así que por favor, recoja sus cosas y abandone el local. Aquí está reservado el derecho de admisión y nadie que esté tan enfermo como para pensar en las tetas de EfepuntoGepunto merece estar aquí. Nunca le hemos perdonado lo que hizo con Confianza Ciega y nunca se lo vamos a perdonar. Osea, Nube.

COMO SE ESCRIBE EN INGLES GRANJERO: la palabra “granjero” se escribe igual en todos los idiomas. Otra cosa es que los que hablen esa lengua entiendan lo que significa o que, incluso, pueda significar otra cosa distinta. Si a lo que te refieres es a cual es la palabra en inglés que define a la persona que cuida de una granja, la respuesta es “Farmer”. No es que sepa inglés, que no se. Es que lo he buscado en el traductor de El Mundo, en el de mi mac y que estoy enganchada al farm town del feisbu. Y oye, parece que no, pero con los jueguitos estúpidos se aprende idiomas.

REGALOS PARA FALLERAS: Pues bien. Desde mi punto de vista, un regalo útil para una fallera sería algo de sentido común, vergüenza torera y buen gusto. Como esto no lo vas a encontrar en El Corte Inglés y, además, ella lo malgastaría, vayamos a lo práctico. Te adjunto una lista de cosas que seguro que le pirran a cualquier fallera petarda que se precie:

– una figurica de lladró de una pareja de huertanos. Si el va a caballo, mejor.

– algún utensilio de cocina artesanal de algún pueblo de Valencia. Si hablan con acentazo, mejor.

– una actuación de Francisco, cantando el Perofrenar a grito pelao. Si es el día de la cremá, mejor.

– un micalet en miniatura. Si es de cerámica, mejor.

– un ninot de cartón piedra. Si estuvo en una falla infantil, mejor.

ACTUALIZACIONCILLA: Hoy ha entrado alguien en el blog buscando “la triste y absurda nueva repostería”. ¿No es fascinante?

GRANJERO BUSCA AGUJERO (guanmortaim)

noviembre 12, 2009

(Este post está dedicado entera y expresamente al Sr. Lamadriz, cliente habitual de este bar)

Amiguetes:

Ya sabeis que opino que “Granjero Busca Esposa” es lo mejor que se ha hecho en televisión desde “Confianza Ciega” (si obviamos la participación de Francine Gálvez). Y claro, ahora que ya ha empezado pues estoy ahí a ver que pasa. También tengo que decir, para ser sincera, que esta temporada no me mola tanto como la anterior y que lo mismo este domingo me engancho a “Pekin Express”. Que me han dicho que hay una niña histérica y dos polis de Coslada, uno de los cuales tiene unos brazos que han merecido varios sms de algunas de mis amigas. Pero bueno, a lo que iba. Que este año la cosa está como sigue:

e00005108

– LOS GEMELOS DE PUERTO HURRACO:

Como su propio nombre indica, son dos y son gemelos. A mí me dan un poco de repelús porque tienen el pelo grasoso y eso tira p’atrás. Además de que yo tengo un trauma con los gemelos por culpa de Diane Arbus y de Kubrick. Pero esa es otra historia. Hablan a las pretendientas como si fueran vacas. Sus “vacas” son:

. La Señora/Señor: ésta es mi favorita de este año. Dicen que se llama Ani, pero yo creo que nació Manolo. Si la dejan sola… ara, siembra, recoge y te vende la cosecha en el mercado. Si no se casa uno de los gemelos (o los dos) con ella deberían contratarla como capataz de la cuadrilla. Y como el vecino se salte las lindes, convierte la granja en Puerto Hurraco en un pispás.

. La Britniespirs: Es medio normal, pero lleva unas mechas que no van con su edad. Y se hace coletas. No debe tener amigas. Porque a mí las mías no me dejarían llevar esas pintas. Además, se cree más guapa, más moderna y más estilosa que las otras (sin ser ella nada de eso) y eso tampoco nos gusta. Ha abandonado tras el numerito de las rosas y las hostias.

. La Pelos: Es una mujer madura con melenón despeinado. Y eso, como bien dijo Amiga Adorable, hace que parezca que está a punto de entrar en un comedor social a recibir su ración del día, en lugar de hacerla parecer más joven. Ese look solo le queda bien a las adolescentes y a las modeluquis. Bueno, y a algunas mozalbetas que  se pasean por La Latina los domingos por la mañana como si las fueran a fotografíar sorpresivamente para ser portada del ELLE.

. La Panchita: Cada cosa que dice, los gemelacos le saltan a la yugular. Aunque ha tenido algún momento tonteo en la cama ante la mirada de la Señora Señor, que les observaba metida en la cama con bata y todo. Mu raro. No la van a elegir, pero nos vamos a reir en cuanto los saque de quicio y ellos la líen parda. Apuntan maneras de psicokillers todo el rato. Al tiempo…

– EL SOSAINAS:

Es soso soso como él solo. Pobret. Dan ganas de zarandearle todo el rato para ver si reacciona o algo. Pa matarlo, vamos. Poco más que decir de él. Sus pretendientas son:

. La del tatuaje del padre: Mu fuerte. Lleva la cara de su padre tatuada en el omoplato. Que dice un amigo mío que estar con ella en la cama y tenerla de espaldas debe dar como susto. Olvídate de darle besitos cariñosos en el tatu, claro. Porque estás morreando a su padre. Qué mal rollo. Nos parece desequilibrada y borderline a partes iguales. Y eso nos gusta.

. La Borde: Claro, al lado de la otra, ésta parecía normal. Pero no. Es una arpía de tres pares de cojones. No hace más que soltarle dardetes a la carapadre. Es soberbia. Otra que tiene una patada en la boca que no se la quita nadie. Puede dar juego si saca de quicio a la, ya de por sí desquiciada, carapadre.

– EL HOMBRE FELPUDO:

Da grimica. Es enano, le salen lo pelos del pechito por el cuello de la camiseta y tiene una sonrisa de salido que tira p’atrás. Le han debido de hacer la cobra a lo largo de su vida ni se sabe las veces, pobre. Cada vez que se rie como para adentro me pone malísima. Y no soporto su mirada de ir salido todo el rato y querer agarrarse a una teta y no soltarla jamás. Vamos, que si me lo cruzo por la calle le meto una hostia en la boca sin mediar palabra y sigo andando.

. Mandi: Se quiere casar y lo dejó bien claro el primer día. Mi opinión es que no ha pillado cacho en su vida y ha visto aquí su oportunidad de vestirse de blanco como ha soñado siempre. Es de las que , en su infancia y adolescencia, se enrollaban una sábana y se ponían un tapete de ganchillo en la cabeza, haciendose el pasillo arriba y abajo tol rato tarareando la marcha nupcial. Su rasgo más característico es su desproporcionada mandíbula (de ahí lo de Mandi, cortesía de Amigo Imposibledenoquerer) lo que la hace hablar de una manera mu raruna. Es un poco pelícano…

La sudaca: Tiene loquito a felpu que, cada vez que mira para arriba y la ve detrás de las tetas, babea como un caracol al que le hayan echado sal.  Por mí, que la elija y consiga los papeles. Que ya se ha dejado besar por él y, solo por eso, se merece algo.

EL ADOPTABLE (o David Escur vol.2):

Es alto (minipunto), parece entre tranquilo y bobales, habla bastante cerril y parece buen chico. A mí personalmente, me parece demasiado cazurro. Que estos son de los que te dicen que sí a todo, pero agachan la cabeza y topan. Pero vamos, que es el más normal y el que mejor ha elegido. Las pretendientas:

La normal: nos gusta. Es normal. No tengo más que decir. Bueno, sí. Que no se que hace en este programa… Aunque Amiga Adorable tiene la teoría de que un sábado noche en que todo estaba cerrado apostó con sus amigas a que tenía huevos de ir a Granjero Busca Esposa.

La Choni: Choni y teleoperadora. Claro, así la panadería le parece un ascenso. No parece la más lista de su pueblo. Ni de su barrio. Ni siquiera de su calle. Pero no es mala chica. Si no estuviera con la normal, tendría posibilidades de salir elegida. Nos cae muy bien porque algunas de las grandes frases de esta edición son suyas: “no me voy a quedar aquí de candelario” y “eres super de rubito y super de majo”.

PEPINO HOLANDES:

Antes fue estriper y ahora no se quita la camiseta de tirantes ni en invierno. Lo mejor de él es su perrete adorable. Está encantado de haberse conocido y no quiere casarse, lo que quiere es zumbar con chicas nuevas porque a las del pueblo ya las ha catado todas. Sus pretendientas:

La de las islas (las que sean): Pues na… normal. Ni fu ni fa. Monilla. Pero la vio en bikini y le moló. Y no hay mucho más que decir, porque no hace demasiado. Se ha duchado con un cubo y casi se da en toda la frente con él intentando ser sensual.

La poligonera: Muy poligonera ella. Y muy sentimental, oye. Que se ha emocionado mucho con el paseo a caballo por la playa. Era su sueño. De toda la vida. Lo más destacable de ella es la poca gracia que tiene depilándose las cejas. Y que jamás se ha visto tan cerca de un maromo con esos brazos. Y claro, lo flipa. La ha liado parda chivandose a los de la granja de la quesera de que aquella coquetea con éste. Escribe un diario absurdo en su ordenador, al que cada vez que le escribe le dice: “querido diario. Soy Dafne”. Parece ser que el diario no la reconoce de una vez para otra.

LA QUESERA: Según su propia madre, solo le miran las tetas y el culo. Menos el argentino, que la mira englobada. Pero a ella eso le da igual. Ella solo quiere que la mire, englobada o como sea, es Pepino Holandes, con quien hizo ojitos (y vete tú a saber qué más) los primeros días de programa. Hemos descubierto hoy, gracias a la poligonera, que se estaban escribiendo todo el rato. Sus pretendientes hasta hoy, que se han pirado y la han dejado ahí plantada, eran:

El argentino: Es guapo, guapo. Tiene loca perdida a la madre de la quesera, que lo ha definido como “divino por dentro y por fuera” y ha dicho de él que “podría ser modelo en vez de granjero”. El cámara lo sabe y le hace planos cerrados que quitan el sentío. Y el montador se lo pasa pipa cada vez que coinciden la madre y él. Mitiquísimo el montaje del día en que hablaron en la granja. El primer plano de la caida de ojillos de la madre y, a continuación, el piececito de él fue GRANDE.

El Genetista Vacuno: Se le ve buen chaval. Simplón, porque nadie de más de diez años debería llevar peto vaquero y él lo lleva. Lo de la camiseta con el eslogan “carnicería jose” tampoco dice mucho a su favor. Aunque Jose, el carnicero, debe estar encantado. Tiene menos feeling con la quesera que Espe y Gallardón. Pero Amigo Imposibledenoquerer tiene la teoría de que le mola el argentino y al argentino le mola él. Sería un Brokeback Mountain granjeril superideal. Aunque a la madre de la quesera le da un algo fijo.

Seguiremos informando…